CASTIGÓ A LAS TRES HIJAS CON LA CORREA DEL AUTO POR QUEMARLE LA COMIDA.

La jueza de Control y Garantías, Ana Cecilia Vittar, condenó a seis meses de prisión a un vecino de Los Telares, Salavina, al determinar que castigó con la correa del automóvil a sus tres hijas menores, irritado porque la mayor le quemó la comida.
En juicio abreviado, la magistrada selló el futuro inmediato de Antonio Soria, a raíz del incidente que hizo eclosión la armonía familiar el 17 de diciembre.
De acuerdo con la denuncia, Soria se habría enfurecido porque su hija, de 16 años, olvidó la olla en el fuego y se quemó el guiso.
No fue el único ‘pecado’ de la adolescente. Después, el padre le pidió que trajera la yegua que andaba pastando en el monte y la menor se negó.
Las dos ‘faltas’ opacaron la escasa sensatez del hombre. En el medio, las hermanitas de la adolescente, de 12 y 10 años, la habrían cubierto, justificándola.
Cero diálogo, Soria retiró la correa del auto y estalló en cólera. En minutos, las tres hijas recibieron un castigo que dejó perpleja a su mujer, quien no dudó y fue a la policía.
Desde entonces, Soria está excluido del hogar, por requerimiento de la fiscal Érika Leguizamón.
Ahora, previa coincidencia con la defensa, Soria fue sometido a juicio abreviado. En su transcurso, Vittar lo condenó a seis meses de prisión en suspenso.
Sopesó a favor de Soria la falta de antecedentes y el informe psicológico, el cual indicó que no padece trastorno alguno y que fue una reacción desmesurada, ajena a su carácter diario.

En los seis meses de condena, seguirá excluido y alojado en la casa de un hijo varón.
Fuente: Diario El Liberal.

Diario Sud

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Instagram