Pin It

Widgets

Tres allanamientos por el homicidio de Teresa Lobato.

Diario Sud | 10:30 | 0 comentarios

La policía reactivó la investigación y allanó tres propiedades, en torno al asesinato de Teresa Lobato, cometido el 28 de abril último, en Toro Pozo.
Así lo confirmó la fiscal del proceso, Aída Farrán Serlé, enumerando que fueron allanadas "tres propiedades" entre las 13 y 17.
Pese al hermetismo, se sabe que los investigadores trabajan detrás de cierta ropa "desaparecida" de la vivienda y el entorno de "amigos" remisos.
En el desandar de la historia, los policías advirtieron que los 5 chips utilizados a diario por la víctima "guardaban" a personas que no formaban parte de su círculo cotidiano.
Trasladada tal sorpresa a los interesados, la mayoría de los sujetos habría negado toda vinculación con Teresa, se supo.
En la mira
Afinada la investigación, los celulares habrían desnudado fluidos intercambios de sms y whatsapp entre los hombres y la joven madre, quien en abril se encontraba sólo en compañía de su pequeña hija.
Ahora, los policías trabajarían con informes telefónicos, los cuales precisarían que la víctima no era ajena a la vida, al menos de tres "amigos" con amnesia.
Desde ese propósito, los investigadores pegaron fuerte, en pos de zarandear a los "amigos".
Día fatídico
En relación con la causa, Teresa fue atacada a puñaladas y la hija dejó entrever que el sujeto bajó de un coche. Sin embargo, nadie descarta que también actuara una segunda persona, pero en motocicleta.
Eso quita el sueño hoy a los investigadores. Muy por debajo deslizan que el asesino no puede mantener la calma. Léase, confían en que cometa un error.
Traducido, el pretendido error implicaría que los policías indagan en el segmento de jóvenes, ya que varios habrían intentado viajar a otras provincias, sin causas sensatas.
Mientras tanto, la Fiscalía aguarda expectante, antes de ensayar cualquier imputación. "Trabajamos con pruebas científicas para sostener ‘equis’ hipótesis y, por ende, definir después cualquier imputación", enfatizó un investigador.

 Fuente: El Liberal.

Archivado en::

0 comentarios