Pin It

Widgets

Un jubilado fue golpeado, maniatado y amordazado para robarle $ 4.500.

diario sud | 11:59 | 0 comentarios

Un productor agropecuario jubilado de 69 años estaba en su casa mirando televisión cuando escuchó ruidos extraños. Fue sorprendido por tres delincuentes, quienes lo golpearon, maniataron, amordazaron y robaron dinero y bienes. 
El hecho se produjo cuando Hugo Rosendo Flores estaba en su inmueble, ubicado en la localidad de El Cachi, distante a unos 50 kilómetros de la ciudad de Ojo de Agua. 
De acuerdo con lo manifestado por el jubilado, los delincuentes habrían ingresado a su propiedad previo violentar una de las puertas de ingreso. Se dirigieron hasta su habitación, donde estaba acostado mirando televisión. 
En ese momento, Flores escuchó el ruido extraño y seguidamente fue sorprendido por los delincuentes. Los sujetos tenían el rostro cubierto con un pañuelo y usaban capucha. 
Uno de los desconocidos le propinó un golpe en el rostro, la víctima retrocedió unos pasos y cayó al piso. En el sitio, comenzaron a propinarle golpes de puño en la cabeza y puntapiés en las piernas. Lo pusieron boca abajo y lo maniataron. Posteriormente, le colocaron una cinta en la boca. 
Los delincuentes irrumpieron en la casa de Flores con el dato de que “había mucha plata”.
“Decinos dónde guardas la plata, viejo p… Te vamos a matar a golpes en este lugar. Decinos ya dónde tienes la guita”, le habría manifestado uno de los agresores, mientras lo golpeaba. 
Posteriormente, le sustrajeron desde uno de los bolsillos la suma de 4.500 pesos que era parte del cobro de haberes de su jubilación que guardaba para comprar medicamentos. 
Además, le sustrajeron una computadora, un televisor, una linterna y herramientas. 
Los malvivientes, tras el ataque, se dieron a la fuga del sitio con rumbo desconocido. 
Flores fue auxiliado por un vecino, quien había divisado a personas en actitud sospechosa que huían desde la casa de la víctima. Ingresó a la casa de Flores y lo encontró inmovilizado y golpeado, por lo que lo liberó y se dirigió a sede policial.
El damnificado logró reconocer a uno de los malvivientes. Radicó la denuncia penal en la Comisaría 31 de Ojo de Agua. 
La Fiscalía de la circunscripción Capital ordenó las averiguaciones para ubicar a los malvivientes
Fuente: Nuevo Diario.

Archivado en::

0 comentarios