Todo sobre el fatal accidente que enluta a Los Telares.

Iván Alejandro Araujo tenía 19 años. Había sido padre recientemente, era un apasionado de las motos y supuestamente de la velocidad y la destreza. Comúnmente se exhibía en las redes sociales siempre al volante.
El joven es hijo del intendente de Los Telares, profesor José Alberto Araujo. Su vida se truncó en la mañana de ayer cuando se estrelló contra un automóvil. Presentaba lesiones en el rostro y la cabeza, ya que no tenía colocado el casco protector.
De acuerdo con lo información policial, el siniestro vial se produjo cerca de las 7.30 de ayer, en la Ruta 92, por donde circulaban dos motos. Una Honda Wave, dominio 264 ICK, era guiada por Araujo y una Jordán Fox era conducida por Ever Córdoba, de 18 años, residente en el barrio Mailín de la ciudad de Los Telares. Por causas que se investigan colisionaron con un automóvil Volkswagen Gol, dominio SFN-617, que era conducido por Andrés Rodolfo Landriel, de 25 años.
Araujo y Córdoba se movilizaban de este a oeste, por la arteria provincial. La Ruta 92 atraviesa Los Telares y tiene cuatro accesos, que son los ingresos a los barrios del pueblo. Por la entrada al barrio San José, ingresó a la ruta Landriel, quien se dirigía a trabajar en una cantera que está ubicada a escasos kilómetros de la ciudad, ocasión en la que se produjo el choque. Según trascendió, Araujo fue el que se llevó la peor parte. Se estrelló contra el auto de Landriel y sufrió politraumatismo de rostro y cabeza. Los testigos del violento accidente alertaron a los uniformados que estaban realizando controles en cercanías de un bailable, por lo que se solicitaron las ambulancias. Araujo fue trasladado al hospital zonal de Los Telares, donde los profesionales de la salud determinaron que estaba muerto.
Córdoba tampoco pudo evitar rozar con el auto, por lo que perdió el control del rodado y derrapó. El joven sufrió politraumatismos varios y fractura expuesta en pierna derecha, por lo que fue internado en el hospital local y posteriormente, fue derivado al hospital Regional.
Tras el violento choque, Andrés Landriel quedó inmóvil en el habitáculo de su automóvil y en estado de shock, mientras miraba atónito la escena del accidente.
 Fue en ese momento que los amigos, tanto de Iván Araujo como de Ever Córdoba, quienes los esperaban a escasos metros del sitio del siniestro vial, intentaron agredir físicamente al conductor del rodado mayor.
Según trascendió, los jóvenes se acercaron hasta Landriel con palos, con los que rompieron el parabrisas y las ventanillas del rodado, para posteriormente insultar al trabajador de la cantera.
Posteriormente habrían intentado agredirlo físicamente con objetos contundentes, por lo que tuvo que ser trasladado a la sede policial, donde brindó una declaración testimonial sobre los pormenores del siniestro vial. La Policía continúa las averiguaciones de rigor sobre el accidente que le costó la vida al joven.
Testimonio del chofer del auto
Por disposición del fiscal de turno de la Circunscripción Capital, Dr. Julio Carmelo Vidal, el conductor del automóvil fue trasladado a sede policial, donde brindó su testimonio sobre cómo se habría producido el accidente de tránsito que le costó la vida a Iván Alejandro Araujo.
Andrés Landriel tuvo que ser socorrido por la Policía antes de que los amigos de Araujo y de Ever Córdoba lo agredieran físicamente. Fue examinado por el médico de Sanidad Policial, quien indicó que no presentaba lesiones de consideración en el cuerpo. 
De inmediato, se le recepcionó una declaración testimonial, en la que contó los pormenores del accidente de tránsito. Landriel indicó que al momento del accidente “Iván Araujo manejaba la moto recostado sobre ella y a gran velocidad”.
La versión brindada por Landriel coincidiría con los primeros peritajes realizados por los efectivos de la División Criminalística, que indicarían que Araujo no habría podido maniobrar el rodado, puesto que habría realizado una peligrosa “pirueta”, al manejar recostado (con el pecho en el tanque y las piernas en el asiento del rodado).
Los uniformados, posteriormente, recabaron los testimonios de los empleados de una estación de servicio que está ubicada a escasos metros del sitio del accidente, como también de vecinos que residen en cercanías de la Ruta 92, quienes indicaron que “los motociclistas circulaban a gran velocidad y no pudieron maniobrar ante la presencia de Landriel”. 
Debido al violento impacto, Araujo no habría tenido tiempo para reaccionar ni maniobrar para impedir el choque. Tras el accidente, golpeó fuertemente la cara contra el tablero de su moto y posteriormente, golpeó la cabeza contra el automóvil, sufriendo lesiones graves.
Córdoba había recibido un casco de regalo
Ever Córdoba, amigo de Iván Araujo, tuvo que ser internado de urgencia en el hospital Regional Dr. Ramón Carrillo con politraumatismos varios y una fractura expuesta en la pierna derecha. Afortunadamente, su estado de salud evoluciona favorablemente.
Ever cursa el nivel secundario y vive junto a su abuela y una prima en Los Telares. Una de sus allegadas, quien se desempeña como docente en la localidad de Sol de Julio, departamento Ojo de Agua, le había regalado un casco protector al joven de 18 años el sábado a la mañana, ya que Ever es un apasionado de las motos.
“Tía, dame plata para la nafta”, le habría dicho Ever a su familiar, por lo que obtuvo como respuesta: “No te daré dinero. Te voy a regalar un casco, para que te cuides”. La mujer regresó de la escuela donde da clases y le dio su obsequio.
Ever salió de su casa el sábado a la noche, pero no llevó el casco. Protagonizó el accidente y sufrió lesiones, por lo que fue internado en el hospital Regional, donde tuvo que ser intervenido quirúrgicamente de urgencia. Se encuentra acompañado de sus allegados y amigos.
Fuente: Nuevo Diario.



Diario Sud

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Instagram